Recordando a Radioactivo 98.5

radio2

No todo lo que se produce en México son malas telenovelas o noticieros basura. También aquí hay gente que hace productos con contenido, entretenimiento que incluso podrían envidiar en otros países.

Radioactivo 98.5 fue una estación que, nacida en los años 90, marcó el espectro de la radio en México y a la juventud de aquella época, jóvenes que estaban cansados de escuchar a Selena, a Arjona y a la tarada de Tatiana.

En la historia radiofónica de México, no ha habido otra estación de rock que se comprare con Radioactivo 98.5, de la cual además, salieron grandes figuras del medio que hoy son verdaderas instituciones de la comunicación, como es el caso de Fernanda Tapia y Olallo Rubio.

El surgimiento de este concepto vino a dar al clavo, en una época en la que se estaba dejando atrás la ñoñez de los años 80, terriblemente adornados en México por personajes como las Flans, Luis Miguel y Lucero (¿verdad que éramos ñoños?).

Hasta ese momento, México era un país teto, fresa y muy lejano a las tendencias que se movían en otros países como Estados Unidos, donde Madonna, con todo y su pop, estaba marcando el paso y haciendo historia.

Ironía, referencias sexuales, malas palabras, buena música y mucho cinismo, caracterizaron esta estación durante los once años que permaneció al aire.

En es tiempo nació una nueva generación de radioescuchas en México, jóvenes de entonces que comprendieron que tenían derecho a producciones de calidad, construidas con imaginación y mucha autocrítica sobre la sociedad de entonces.

Radioactivo se convirtió en una leyenda de la comunicación en el país, tanto que, cuando se anunció su desaparición, muchos seguidores se manifestaron y realizaron una marcha en la Ciudad de México.

Aquella época hoy parece muy lejana, el umbral de la radio en el país ya se superó a sí mismo, y en la actualidad las estaciones son diversas, hay de todo para todos y en gustos se rompen géneros.

@CronicaMexicana

 

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail