La historia del teleférico en México

La historia del teleférico en México

Algo característico de las grandes ciudades es su transporte, pues al tener gran cantidad de población, tiene que haber suficientes medios para conectar y satisfacer las demandas de movilidad existentes.

Por lo general se utilizan medios de transporte conocidos como camiones, tren, metro, taxis o bicicleta, pero en algunas ciudades de América Latina como en Caracas, Venezuela, Medellín, Colombia y Santiago de Chile hay teleférico.

En el centro del país contamos con 2 teleféricos, uno en el Estado de México llamado Mexicable y el Cablebús de la CDMX, inaugurado en marzo del 2021.

El Mexicable es un teleférico construido por el gobierno del Estado de México para los habitantes de San Andrés de la Cañada y una zona enclavada de la Sierra de Guadalupe, de difícil acceso para el transporte convencional. Traslada alrededor de 21 mil pasajeros al día.

Tiene una longitud de 4.9 kilómetros que se recorren en 19 minutos, 7 estaciones de concreto (5 de paso y 2 terminales), 36 postes de 35 metros de altura, capacidad de 3 mil usuarios, cabinas con una capacidad de 18 personas y un costo de 7 pesos.

Por su parte el Cablebús de la CDMX, inaugurado por Claudia Sheinbaum, apenas tiene su primera línea en operación la cual va de Campos Revolución a Tlalpexco, contará con 9.2 kilómetros de longitud, 6 estaciones (Cuautepec, Campos Revolución, Tlalpexco, La Pastora, Ticomán e Indios Verdes), 62 torres, 377 cabinas y su recorrido tardará 33 minutos aproximadamente.

La encargada de manejar el primer año del Cablebús será la empresa austriaca Doppelmayr, quien se hará cargo del servicio debido a su experiencia para la nueva dinámica del trabajo.

Para el 2022 el Servicio de Transportes Eléctricos será quien opere la ruta y se estima que pueda generar unos 150 empleos directos, en el mismo 2022 se iniciará la construcción de la Línea 3 del Cablebús.

Mientras tanto la empresa Doppelmayr planea que la Ciudad de México se su nuevo centro de operaciones financieras para América Latina, donde se instalará un centro principal de capacitaciones de teleféricos y se construirá la unidad de distribución de refacciones para toda la zona de América Latina.

La idea de un teleférico en México no es nueva, ya que existen varios teleféricos distribuidos en algunos estados de la república, por ejemplo el teleférico de Zacatecas que es uno de los más antiguos del país, pues opera desde 1979, además de que es uno de los atractivos turísticos más visitados de la ciudad, recorre un trayecto de 650 metros en 7 minutos y tiene una capacidad de 10-14 personas.

Otros teleféricos en el país son:

  • Teleférico de Taxco
  • Teleférico de Barrancas del Cobre
  • Teleférico del Centro Histórico de Durango
  • Teleférico en Puebla

No cabe duda que el uso de este medio de transporte sirva para movilizar a una cantidad de gente que tiene difícil acceso a su hogar, o para poder observar la ciudad desde las alturas, ya que muchos de estos medios de transporte sirven más como atracciones turísticas que se han convertido en emblemáticas.

Sea cual sea su uso, el teleférico es un medio de transporte muy útil que nos da más variantes a la hora de llegar a un determinado punto de la ciudad.

 

 

Fuentes: Local, El Economista, Food and Travel

@CronicaMexicana

 

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail